Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

lunes, 16 de septiembre de 2019

Bizcocho de plátano y crema de cacahuete (sin azúcar)


Pues se me han terminado las vacaciones... Hoy vuelvo al trabajo y, ya puestos, os escribo una de las recetas que tengo pendientes de subir al blog.
Por Asturias aún tenemos sol y calor, pero este bizcochito no tarda mucho en hornearse. Haced como yo y encended el horno por la noche, cuando empiece a refrescar. Ahora mismo está dando el sol de lleno en la ventana de la habitación donde tengo el ordenador, y me estoy torrando. ¡Menos mal que la receta es corta! :D


Hoy os traigo un bizcocho de plátano y crema de cacahuete. Soy muy fan de esta combinación, que es mi merienda muchos días: un plátano bañado con un poco de esta delicia.
(Si queréis hacerla casera, os recuerdo que tenéis la receta aquí.)

Para este bizcocho, necesitamos un par de plátanos que estén bien maduros. A mí para comer me gusta que estén más bien verdes, así que en cuanto maduran, los utilizo para hacer bizcochos, muffins, helado, flan...
En esta receta he puesto 200g de plátano en la masa y, como aún tenía otro pequeñito, lo he añadido por encima. (Y como no decidía si me gustaba más presentar el bizcocho por el lado del plátano o por el otro, lo he fotografiado de las dos maneras.)

El molde que he utilizado mide 22cm de diámetro externo. Lo compré en Lidl. Recordad qu el tiempo de horneado puede variar en función del tipo de molde que utilicéis.


Para el bizcocho de plátano y crema de cacahuete:

viernes, 30 de agosto de 2019

Pan de calabaza en panificadora



¿Pan de calabaza? Pues sí. Y ya os aclaro que no sabe a calabaza, sólo tiene un toque diferente y un colorcito más dorado que los panes que suelo hacer. Además, si le ponéis por encima unas semillas de calabaza, o incluso unas nueces, le daréis un toque crujiente y aún más sabroso.

Para hacer este pan necesitamos 150 g de puré de calabaza. es decir, la calabaza asada o cocida (¡bien escurrida!) y triturada. Podéis hacerla asada en el horno, aprovechando el tiempo mientras horneáis algo más, o cocida, unos 20 minutos, hasta que ablande. O en el microondas, en daditos, que tardará mucho menos tiempo.
Como más tarda en hacerse es asada al horno, pero para mi gusto queda más sabrosa y "seca". Una calabaza cacahuete, partida al medio, tardará unos 50 minutos en asar a 180º. Depende del tamaño... Por eso yo aprovecho para hacerla al tiempo que horneo otra cosa.
Y, ya puestos a cocer/asar calabaza, haced el doble de cantidad: así podréis aprovechar para hacer este brownie de calabaza, que está de vicio.


Para el pan de calabaza:

domingo, 25 de agosto de 2019

Crema de limón (sin leche ni mantequilla)


Hoy os traigo un postre de los buenos, bonitos, baratos...Y sin horno, que aún seguimos en modo verano y sólo de pensar en encenderlo entran sudores. Como tengo un montón de limones caseros y ecológicos, se me apeteció hacer una crema de limón.
Veréis que recuerda un poco al lemon curd, pero sin mantequilla. También podríamos pensar en unas natillas, pero sin leche: zumo de limón, agua y pocos ingredientes más.

¡Con mucho sabor a limón! Como topping he probado a ponerles a unos vasitos canela molida, y a los otros, galleta de chocolate triturada. Personalmente, prefiero los de canela.
Con estas cantidades me han salido 6 vasitos.


Para la crema de limón:

domingo, 11 de agosto de 2019

Pastas de almendra egipcias



El mes pasado estuvimos de viaje por Egipto: hicimos un minicrucero por el nilo, seguido de unos días en El Cairo. Volvimos de allí encantados; nos maravillaron las pirámides, los templos, el museo egipcio... Parece mentira que hace más de 4000 años construyesen semejantes maravillas.

Y en cuanto a la gastronomía, ¡qué os voy a contar de los dulces! Mucha almendra, pasta filo, miel... Una delicia. Una de las noches, en el crucero, nos pusieron de postre un surtido de dulces típicos y fue lo que más me gustó de todo lo que probé en el viaje.
Me traje conmigo la receta de estas pastas de almendra, que me recuerdan un poco a nuestros mazapanes. Se hacen en un santiamén y tardan muy poco en hornearse. No llevan harinas ni mantequillas, así que son aptas para celiacos e intolerantes a la lactosa.
Necesitaréis:


Para las pastas de almendra:

miércoles, 31 de julio de 2019

Magdalenas de chocolate y kefir



Hoy se termina julio y no he escrito ni una sola receta en el blog. En Instagram he puesto alguna, pero aquí me da una pereza tremenda ponerme a pasar las fotos de la cámara.
Pues para finalizar el mes, os voy a dejar aquí la merienda: unas magdalenas hechas con kefir y cacao. Y me diréis que si hace calor, que si este no es tiempo de encender el horno... ¡Animaos! En media horita en total, estarán listas, con horno y todo.

Además os las he hecho sin azúcar y bajas en grasa, para que no me digáis que os fastidio la operación bikini. Y por si eso os da igual, también os dejo la cantidad de azúcar, o podéis hacer un mix y poner un par de cucharadas colmadas de azúcar y una de stevia líquida, o dos de miel y una de stevia. A vuestro gusto.
Si no tenéis kefir, cambiadlo por yogur. Y si no tenéis báscula, no os preocupéis: podéis medir todo con un vasito de yogur. ¡No valen las excusas!
Con estas cantidades os saldrá una docena de magdalenas, o unos ocho muffins si, como yo, usáis este tipo de cápsulas de cartón, que son más altas que las tradicionales de papel.


Para las magdalenas de chocolate y kéfir:

jueves, 27 de junio de 2019

Torta de nuez de la Dordoña francesa


Tenía esta receta pendiente desde abril. Y es que en semana santa hicimos una escapada a Francia, a la zona de la dordoña (perigord noir), y allí probamos este gâteau aux noix, o torta de nueces.
La dordoña es la segunda zona de producción de este fruto en Francia y, si vais por allí, en todos los mercados veréis nueces y productos elaborados con ellas: aceite, jabones, y estos deliciosos pasteles.
A mí me recordó un poco a la tarta de santiago, pero con nuez en lugar de almendra.


Pues, entre las muchas tiendas de recuerdos de la zona, había una en la que vendían mantelitos individuales con recetas de cocina estampadas. ¡Y allí estaba la tarta de nueces!
Me traje conmigo dicha receta, y aquí la tenéis:


Para la torta de nueces de la Dordoña: (molde de 21 cm)

lunes, 24 de junio de 2019

Postre de limón


Iba a titular esta receta como "mousse de limón exprés", pero no es una mousse propiamente dicha, sino más bien una crema.
Estaréis hart@s de verla por las redes, porque mira que hace años que tengo la thermomix, y esta es una de las primeras recetas que hice con ella. Y, ya por aquel entonces, no era novedad.


Lo cierto es que a veces lo más sencillo es lo mejor, y este postre lo haces en pocos minutos y te soluciona una comida familiar o un antojo de dulce. Necesita, eso sí, unas horas de reposo en la nevera para enfriar y coger textura.

Hay muchas variantes de esta receta: todas llevan leche condensada y zumo de limón, pero podéis encontrarla con yogures, nata, leche evaporada o una mezcla de todo.
Esta que os enseño lleva yogures y nata líquida, pero podéis sustituír la nata por más yogur. A veces la hago así, y también queda de cine.
(Todos los lácteos que he utilizado para esta receta son "sin lactosa".)


Para el postre de limón: (unos 6 vasitos, según tamaño)